Provinciales | Combustibles | comercio | CONSUMO | coronavirus | General Pico

El consumo de combustibles cayó hasta un 90 por ciento

Un sector en el que el consumo cayó hasta en un 90 por ciento en el marco de la cuarentena obligatoria es el de las estaciones de servicio, motivo por el cual los estacioneros aseguran no saber cómo pagarán salarios. En General Pico, al igual que en el país, es escasa la demanda de naftas.

El presidente de la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos (Cecha), Gabriel Bornoroni, aseguró hoy que la venta de combustibles cayó 90% en el país por la cuarentena preventiva y obligatoria; y lamentó que el presidente Alberto Fernández los dejara afuera del Decreto de Necesidad y Urgencia 332/2020, con el que se crea el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción para empleadores y trabajadores afectados por la emergencia sanitaria.

Escasas ventas

Trabajadores de estaciones de servicio consultados hoy por este diario coincidieron en señalar que ‘el consumo cayó muchísimo’ desde el viernes 20 de marzo cuando se implementó en el país una cuarentena obligatoria con motivos sanitarios, ante el avance del Coronavirus.

Al respecto ilustraron que las estaciones ‘están abiertas las 24 horas, solamente para la carga de combustibles‘, ya que los mini-shops ‘deben permanecer cerrados‘, a diferencia de otros comercios como kioscos y despensas que venden una importante cantidad de los mismos productos.

Respecto al alicaído consumo de los piquenses, explicaron que “hay movimiento desde las 7:00 de la mañana hasta las 18:00 horas”, y añadieron que “a partir de ahí va mermando y al rato no anda nadie más”.

Igualmente aclararon que ‘se trabaja muy poco‘ y estimaron que las ventas bajaron ‘en un 80 por ciento‘, debido a la poca circulación existente por el aislamiento sanitario que implementó el Gobierno nacional para evitar la propagación del Covid-19 en la Argentina, como ocurrió en otros países, que hoy registran altísimas cifras de personas contagiadas y, en menor medida, fallecidas.

5.000 estaciones abiertas

”Tenemos abiertas las 5.000 estaciones de servicio y no podemos pagar los salarios. Mantenemos abiertas las estaciones para que los camiones de reparto de medicamentos y alimentos puedan circular sin inconvenientes”, dijo Gabriel Bornoroni en declaraciones a la radio Rivadavia.

El empresario cordobés dijo que los dueños de las estaciones de servicio están desconcertados porque vienen haciendo un ‘enorme esfuerzo‘ para mantener abiertas las expendedoras y sin embargo el gobierno ‘los dejó afuera‘ de los beneficios fiscales.

Bornoroni lamentó que esto ocurriera cuando “los equipos de trabajo de las estaciones de servicio se están arriesgando todos los días para ir a trabajar”.

”El Gobierno tiene que ser inteligente e incluirnos en el DNU. Nosotros con este 10% de ventas no podemos pagar los sueldos, ni siquiera podemos pagar la luz. Ya me dijeron estacioneros del interior que van a cerrar, pero no queremos que pase”, dijo.

El empresario dijo que les envió notas al presidente Fernández; al jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; y al jefe de Trabajo, Claudio Moroni; pero ninguno contestó.

Dejá tu comentario