Provinciales | General Pico | laguna | fase 5

General Pico: así se vivió la vuelta de 'la laguna'

La recuperación de actividades correspondientes a fase 5 permitió que vuelva a quedar habilitado todo el parque que rodea la laguna de General Pico.

La recuperación de actividades correspondientes a fase 5 permitió que vuelva a quedar habilitado el acceso a todo el parque que rodea la laguna La Arocena de General Pico. No está habilitada la práctica de la pesca deportiva o de recorrer el espejo de agua con algún medio de movilidad sin motor, pero si se puede recorrer los caminos del predio ya sea a pie en bicicleta o en el medio de transporte que uno tenga.

Eso hizo que hoy, aprovechando una mañana dominguera esplendida, los caminantes, running y ciclistas comenzaron a ser los primeros el hacer su rutina, que partió de la ciudad, de ahí avanzaron por la senda que se construyó al lado del cana hasta llegar al arco de entrada al parque ‘Delfín Pérez’.

En el interior de este convocante lugar que tiene la ciudad se pudo ver un buen comportamiento de los visitantes. No hubo grupos numerosos, nadie se le ocurrió hacer un asado, sólo se vieron algunas mateadas junto al medio de movilidad y en los casos vistos, no más de una pareja por lugar.

Si el viento no hubiera logrado ser tan protagonista en horas de la tarde, seguramente el tránsito habría sido más importante, igualmente en los registros de acceso (donde se pide nombre, DNI y teléfono) se llenaron varias planillas.

Teniendo en cuenta que se viene un lunes feriado, con un pronóstico del tiempo similar al del domingo, seguramente este movimiento de vecinos volverá a ser notable.

image.png
Ciclistas volvieron a disfrutar de la laguna de General Pico.

Ciclistas volvieron a disfrutar de la laguna de General Pico.

Para acotar a todo esto, más de un running y/o ciclista reclamó por el mejoramiento de la senda que une la ciudad con la laguna sin utilizar el camino principal, que este domingo se mantuvo regado. Ahora no tiene tantas malezas, está algo más amplia pero igual el piso merece otro tratamiento para hacerlo más parejo y en especial mejor delimitado.

Alguna vez hemos destacado el acierto que fue construir sendas peatonales y también para ciclistas que se han hecho en diferentes lugares de la ciudad. Son obras no tan caras para las arcas municipales y de un uso cada vez mayor de los vecinos. Pero son obras que si se empiezan se deben terminar y luego mantener. Ese camino pegado al canal de desagüe que termina en La Arocena, no es ni una cosa ni la otra. Una lástima porque con un poco más de esfuerzo o de ingenio se puede lograr el objetivo de tener un lindo paseo piquense.

Dejá tu comentario