JUEVES 08 de Diciembre de 2022
 
 
Compartir
Twittear
 

El grupo de Teatro Comunitario Peumán con un intercambio generacional

El grupo de Teatro Comunitario Peumán funciona en la Vecinal San Etelvino, espacio donde aglomera un grupo de personas de distintas edades que se reúnen cada jueves con el objetivo de disfrutar un momento. A través de las diversas obras que escriben y luego actúan, la gente puede conocer el resultado del trabajo en conjunto.

Ezequiel Rodríguez, parte del grupo de Teatro Comunitario Peumán contó que hace dos años que conformaron este espacio donde se congregan cerca de 25 personas de diferentes edades. “Es un teatro que busca ser intergeneracional, tiene niños, niñas, jóvenes, adultos, adultos mayores. En este momento la más chica tiene diez años y la más grande 76”.

El entrevistado reveló que entre todos y todas definen y deciden las temáticas que atraviesan las obras de teatro, y por eso contó: “Se busca en los barrios y pueblos que, quienes actúen y piensen las obras, sean los propios vecinos y vecinas. Consideramos que la creatividad es algo esencial en el ser humano y creemos que la cultura en la que vivimos muchas veces no ayuda a que podamos sacarla”, explicó.

“A partir de eso cualquiera de nosotros, y de hecho la mayoría de los que nos sumamos, no hacíamos teatro anteriormente. Vamos a los pueblos, hablamos con vecinos y vecinas, los invitamos a sumarse y a partir de eso se van definiendo de forma democrática qué problemáticas, qué historias de un pueblo se pueden contar a través de una obra, y cuáles son necesarias también. Esto tiene que ver con expresar algo que se pueda y quiera comentar”, detalló.

“Muchas veces la construcción de la obra no solo tienen que ver con solo hacer una entrevista, sino a veces salen muchas cosas más cuando le ponemos el cuerpo”, agregó.

“Un referente de teatro comunitario decía que estamos muy acostumbrados a aprender y a construir a partir de la dictadura de la razón, y en realidad los humanos somos todo: cuerpo, razón y a veces el cuerpo tiene memoria y cuando vamos a representar esas historias que cuentan los vecinos se encuentran muchas cosas nuevas que van saliendo y se van construyendo de manera colectiva”.

Espacios

Consultado sobre los espacios donde actúa el grupo de teatro comunitario, el referente mencionó que “el teatro comunitario nace en Buenos Aires, en una plaza. Siempre decimos eso e intentamos que se pueda mantener. Obviamente que estamos abiertos a presentarnos en cualquier evento y en cualquier espacio, aunque la plaza es nuestro lugar, el espacio público”.

“Por ejemplo, la última vez que presentamos nuestra obra infantil ’Puentes’ lo hicimos en la plaza del barrio San Etelvino. La próxima será en Dorila, también en una plaza. Es un teatro inclusivo, abierto y buscamos que todo el mundo pueda acceder. El lugar abierto hace que la gente pueda ver que somos vecinos comunes”.

En las redes sociales se pueden encontrar como Teatro comunitario Pehuman: “Este es un nombre elegido por el grupo que significa ‘Soñar’ en ranculche y creemos que soñar es muy importante para nuestra comunidad”.

“El teatro comunitario está abierto todo el año, en este momento está funcionando en el San Etelvino y tenemos la suerte de que todos los jueves se está sumando gente nueva. Estamos abiertos a que se sigan sumando. Pueden acercarse a la vecinal donde hay información para darles y talleres interesantes”.

Por último, el entrevistado recordó que las acciones del teatro comunitario iniciaron en enero de 2020, “en marzo con los talleres alcanzamos a tener tres encuentros y después empezó la pandemia”.

“Ahí buscamos encontrarnos igual porque fue muy compleja la pandemia, el estar encerrados y buscamos romper un poco con eso a través de la virtualidad. Hacíamos propuestas en Instagram con alguna consigna donde la gente se iba sumando. Fue difícil pero también fue un desafío y acá estamos”, cerró.
 

Escriba su comentario

Tu email no sera publicado.