LUNES 05 de Diciembre de 2022
 
 
Compartir
Twittear
 

Alteración social

Un cambio social supone la alteración o variación de los elementos que conforman su estructural. Elementos como valores, normas, formas de relacionarse, de gobernar, etc. Si todo ello se mantiene estable, se dice que se establece el equilibrio que facilita la convivencia.

La variable de una sociedad indica una modificación en la estructura de un conjunto de ciudadanos, ciudadanas y jóvenes en relación a sus normas, valores, relaciones, políticas o formas de gobierno.

El cambio puede presentarse tanto como un proceso social, como una tendencia o como una modificación coyuntural estructural. Pero si comienzan a producirse las diferencias que no conducen a lograr un consenso sino a dirimir fuerzas, se rompe la concordia y aparecen las famosas grietas que marcan las diferencias en una sociedad organizada.

Es aquí cuando se produce el fenómeno de la variante social, que incluye dos aspectos como el éxito o fracasos de muchos sistemas políticos y fenómenos como la globalización, la democratización, el desarrollo y el crecimiento económico: la transformación social consiste en la evolución de las sociedades, desde variables a gran escala hasta pequeñas alteraciones.

Estas definiciones que hemos procurado actualizar, llevan el propósito de marcarnos las situaciones que estamos viviendo los argentinos. Con razones o sin ellas. De acuerdo o no con los procedimientos que se utilizan, el país se está convirtiendo en un ‘volcán en ebullición’ cuyo final es muy difícil de predecir.

Asistimos a la enfervorizada contienda que se ha suscitado entre las fábricas de cubiertas y el sector obrero. Naturalmente el tema pasa por lo económico, están los que piden o reclaman lo que les corresponde y del otro lado quienes sostienen que deben acordarse los términos de un convenio que favorezca a los dos sectores.

La resultante es que en pocos días más estaremos sin cubiertas. Ya hay sectores de la industria automotriz que han manifestado la imposibilidad de dar continuidad a las tareas de armado de los vehículos ante la falta de rodamientos.

También las empresas fabricantes están anunciando medidas, ante la imposibilidad de darle continuidad a la labor, por la ausencia de la mano de obra, hoy colocada en la vereda de enfrente, mostrando la firme decisión de no ceder a ninguna negociación que no sea la que ellos pretenden o entienden es la que corresponde.

Mientras esto es tapa de medios informativos, gráficos, televisivos o redes sociales, ya se está anunciando una medida de fuerza con acampe incluido por tiempo indeterminado, que programa la Unidad Piquetera, que está integrada por 34 agrupaciones sociales, encabezadas por el Polo Obrero.

Las organizaciones piqueteras anunciaron que se instalarán por tiempo indefinido frente al Ministerio de Desarrollo Social . Llevarán a cabo un plan de protesta que comenzará hoy.

Exigen la apertura de planes sociales, la entrega de alimentos para comedores populares y reclaman que el Gobierno suspendió el pago del Potenciar Trabajo.

Es razonable pensar que están solicitando se atiendan sus pedidos porque la situación actual se les hace insostenible. La gran pregunta es: ¿Puede el gobierno responder efectivamente a los pedidos? Porque en realidad nadie pretende suicidarse en masa y ante esta circunstancia y la actitud del poder gobernante, pareciera que ese es el objetivo.

Para poder cumplimentar los requerimientos de los grupos sociales, debe disponerse de los recursos necesarios y aquí la otra pregunta: ¿De dónde los sacan? Porque hasta ahora se pagan con el crecimiento de una masa impositiva que, según expresan los sectores más castigados por los impuestos, ya no hay más fondos, porque tampoco existen ganancias y el país está cayendo en una profunda recesión que debería ser contemplada.

En razón de estos argumentos, puede haber y seguro que los hay, que tengan otros puntos de vista, pero la realidad es una sola: las dificultades socioeconómicas, son cada vez más severas, y el daño que está sufriendo el tejido social en su conjunto, se traduce en más indigencia, pobreza y desempleo.

Por eso es preocupante la alteración social. La globalización, los cambios medioambientales y las crisis económicas y financieras están causando importantes transformaciones sociales que provocan el aumento de las desigualdades, la extrema pobreza, la exclusión y la negación de los derechos fundamentales.

Estas situaciones son parte de la inestabilidad que está soportando la sociedad y aún no se sabe a ciencia cierta, cuáles serán las acciones políticas que procuren lograr el cambio que se requiere.

Escriba su comentario

Tu email no sera publicado.