MARTES 20 de Febrero de 2024
 
 
Compartir
Twittear
La música cuenta su historia 

Alfredo Bevilacqua

Fue pianista, compositor y director de orquesta de tango y es reconocido como uno de los más grandes representantes de la guardia vieja.

Trabajó desde los catorce años en un corralón de maderas y luego en un comercio mayorista, en tanto estudiaba piano con los maestros Angel Ratti y Brunelli Abricari y también aprendía el oficio de afinador de piano.

En 1902 escribió “Venus”, su primer tango, que fue grabado en el sistema de cilindros usado en esa época, por un conjunto que el mismo dirigió.

Bevilacqua trabajó como pianista en diversos locales, en especial en el teatro “Pasatiempo” sito en calle Paraná, al pie del teatro “Politeama”, donde lo hizo desde 1895, y en los bailes del establecimiento de María “La vasca”, ambos en la ciudad de Buenos Aires.

En 1910, año del centenario de la Revolución de Mayo, al frente de una banda de música estrenó su tango “Independencia”. Otro obsequio de Bevilacqua fue el tango “Emancipación”, obra que había dedicado a la República de Chile, en homenaje al centenario chileno, por lo que aparece fechado el 18 de septiembre de 1910 .

Escribió un tratado titulado “Escuela de Tango”, donde afirmaba que la esencia de este ritmo es el andamento y para componerlo hay que dominar el tiempo, ser buen tiempista. Afirmaba que el tiempo de tango debía ser menos movido que el schottis, que es de 72 negras por minuto en la escuela metrónica, y proponía dividir el 2x4 en cuatro tiempos, entre otras cosas.

Como compositor podemos citar entre los ya mencionados “Bar Popular”, “Apolo”, publicado en 1903, y grabado por la banda Víctor en 1905; “La criolla”, “Paleta de oro”, “Expresión criolla”, “El fogón” entre otros.

Para terminar esta nota diremos que este músico nació el 20 de febrero de 1874 y falleció el 1 de julio de 1942, en Buenos Aires.

Colaboración: Daniel Mollani

Escriba su comentario

Tu email no sera publicado.