LA PROVINCIA | Red Solidaria del Interior | General Pico

Trabajo de Red Solidaria: "Hubo gente que realmente nos pidió ayuda por primera vez"

La Red Solidaria en General Pico, con su objetivo de ser un puente entre quien necesita y quien tiene para dar, continúa realizando acciones benéficas para con la comunidad. En este marco, una de las integrantes dialogó con este medio para contar acerca de las diferentes campañas y su relación con otras entidades solidarias del medio.

En primer lugar, Virginia, una de las referentes, explicó que se estuvo trabajando en una reunión via zoom con quienes forman parte de la ‘Red Solidaria del Interior. Durante esa conversación estuvieron presentes varias personas de Capital Federal, Bariloche, San Francisco (Córdoba), Plaza Huincul, Cultralcó, Miramar, La Plata, Neuquén, Entre Ríos, Monte Grande y Canning, El Calafate y Chacabuco y Cardales de la provincia de Buenos Aires.

“Somos aproximadamente veinte representantes de varias provincias. El objetivo era ver qué hizo cada Red Solidaria durante los primeros veinte días de cuarentena. Como ya sabemos que las necesidades de cada provincia, y cada pueblo son distintas, cada uno comentó lo que estaba haciendo en estos tiempos”, detalló.

En el caso de Bariloche, la entrevistada aseguró que pudieron ver cómo se ocupan de las necesidades alimentarias y cómo la Red Solidaria de allá trabaja de manera interinstitucional con otras entidades.

En San Francisco , Red Solidaria se unió en conjunto con Cáritas para atender merenderos y proveer alimentos a quienes más lo necesitan. La gente de Plaza Huincul y Cutral Có, al igual que el anterior, también se encarga de los merenderos.

“Nosotros en General Pico conseguimos un permiso nacional para poder circular, asistir a las familias entregando pedidos y también yendo a buscar esas donaciones, porque era lo que más nos importaba”, aseveró.

“También conseguimos un permiso municipal que nos dejaba tres horas, una vez por semana, asistir a la gente y buscando las donaciones”, contó sobre la actividad durante la cuarentena.

En el caso de la Red de Miramar, las integrantes, que son cerca de diez personas para hacer pan casero y repartir a las familias. En La Plata, hace mucho tiempo, la Red Solidaria se dedica a hacer campañas de camperas y zapatillas, y en esta ocasión pudieron donar una importante cantidad de zapatillas.

“Neuquén está con muchos problemas económicos por el petróleo y hay muchas familias sin trabajo y la verdad que la están pasando bastante mal, por eso el trabajo es mucho más intenso. También había gente de Entre Ríos que asiste a las familias como puede con las donaciones y en Monte Grande y Canning trabajaron el año pasado en la construcción de una panadería social que luego pasó al cargo de familias que trabajan ahí”, detalló la mujer.

Por otro lado, contó que Calafate tuvo una situación muy similar a la de la Red en General Pico y que en Chacabuco y Cardales también se asistió a familias muy numerosas y con dificultades económicas.

“Todos coincidimos en que seguíamos adelante con la campaña del ‘Tejetón’, hubo mucha gente de todo el país y acá en Pico que ha tejido cuadraditos, nosotros los pasábamos a buscar, otra señora los unía y fuimos entregando mantas confeccionadas por eso”, explicó.

Asimismo, aseguró sobre la reunión virtual que: “fue una charla muy fluida, en donde también participó el Co-fundador Rally Flores, en Buenos Aires. La Red es eso, nosotros somos nodos, porque una red se forma con los nudos”, resaltó.

Tejetón

En referencia a esta actividad solidaria que se realiza todos los años de manera continua, y en el actual con una condición especial. Por la cuarentena, las tejedoras no pudieron juntarse como siempre a compartir su labor pero no obstante, lo hicieron igual, cada una desde su casa.

Sobre este tema, Virginia puntualizó que: “nos fue muy bien, porque si bien hubo gente que donó prendas que se podían destejer, también hubo quienes tejieron en su casa, y los que donaron lana. Tenemos tejedoras de manera continua, a las que les fuimos llevando la lana a su casa, con todos los cuidados y protocolos”, describió.

En la misma línea, la mujer se mostró conforme ya que esta campaña para donar mantas de abrigo ‘tuvo mucho éxito’. Se ha conseguido dar entre 25 o 30 mantas y el resto fueron muchas frazadas y acolchados facilitados por gente que contribuyó a la causa.

Consultada sobre el incremento de pedidos de ayuda hacia la Red, la mujer contó que: “hubo gente que realmente escribió por primera vez al Facebook de Red Solidaria, diciéndonos que nunca había pedido y que se quedó sin trabajo durante la cuarentena”.

“Entonces, para brindarles ayuda les dejamos mercadería desinfectada afuera de un local comercial para que la pasen a buscar y de esa manera tuvieran para comer”, indicó.

El trabajo en forma horizontal de Red Solidaria se lleva a cabo con diversas instituciones, como por ejemplo, Pampa Solidaria; Más Amor Más Vida; Iglesia Cristiana; filial de Racing; voluntarios del Hospital Gobernador Centeno; y Pico se une hasta la médula.

Trabajo conjunto

Otra de las actividades que detalló fue la campaña durante todo el mes de junio, en conjunto con la filial de Racing. “Hubo gente que acercó ropa y la poca que quedó, decidimos donarla en otro barrio como para dar un cierre”.

“Entonces, fue cuando fuimos al barrio Federal. Allí Lourdes y Fernando ofrecieron su casa, repartieron café y pusieron toda la ropa que sobró de Racing, además de toda la que llevaron después, más otras donaciones, fue un éxito total”, confirmó.

En el último tramo de la nota, la integrante de Red Solidaria convocó a todas las personas que quieran ser madrinas o padrinos de la entidad, que se pueden comunicar a través del Facebook o Instagram como Red Solidaria en General Pico.

El compromiso que deben asumir es la entrega durante un año, todos los meses, de alimentos no perecederos, la cantidad que se pueda. “Estamos abocados a tener un equilibrio nutricional, así que más que nada es arroz, fideos guiseros, lentejas y elementos de higiene personal”, cerró.

Dejá tu comentario