Nacionales | Cristina Fernández de Kirchner

Quedó sin efecto la orden de detención de Cristina Kirchner en la causa 'cuadernos'

La Cámara Federal de Casación Penal anuló ayer el pedido de prisión preventiva de la vicepresidenta Cristina Kirchner en el marco de la causa de los 'cuadernos' por supuestas irregularidades en la obra pública durante su gestión.

La decisión de la Sala I del máximo tribunal penal del país dejó sin efecto el pedido de detención que había hecho en esa causa el fallecido magistrado Claudio Bonadio, por considerar a la presidenta del Senado como jefa de una asociación ilícita.

Con la caída de esta orden, ya no pesan pedidos de detención sobre la vicepresidenta, que por estas horas se encuentra de viaje en Cuba.

La Cámara Federal de Casación Penal decidió ayer hacer cesar la prisión preventiva de la vicepresidenta en la causa de los cuadernos. Los jueces Daniel Petrone y Diego Barroetaveña dijeron que no existen riesgos procesales que justifiquen una medida que prive de la libertad a la titular del Senado. La presidenta de la Sala I, Ana María Figueroa, sumó además como argumento que al momento de firmar esa decisión la entonces senadora gozaba de fueros y por lo tanto la prisión preventiva fue mal dictada, revelaron fuentes judiciales.

El cese de la orden de detención había caído en la causa del Memorándum en diciembre pasado. Fue cuando se cumplieron dos años de aquella resolución dictada también por Claudio Bonadio y convalidada por la Cámara Federal. El Tribunal Oral Federal 8 entendió que no hay riesgos para pensar que pueda fugar o entorpecer, máximo cuando ahora es vicepresidenta.

Así las cosas, la exjefa de Estado ya no tiene prisiones preventivas en su contra, más allá de que sigan activos sus procesamientos y el avance de las causas judiciales. La Sala I de la Cámara de Casación decidió hoy hacer cesar la prisión preventiva que había dictado contra la ex jefa de Estado el fallecido juez Claudio Bonadio. La decisión había sido tomada en septiembre de 2018 y ratificada por la Cámara Federal en diciembre, al revisar su procesamiento por jefa de asociación ilícita y cohecho. Era el auge de la causa por las anotaciones de Oscar Centeno, que había saltado a la luz pública a inicios de agosto y derivó en una lluvia de arrestos y arrepentidos.

Al dictar el procesamiento de CFK, el exministro Julio De Vido, su mano derecha Roberto Baratta y otra treintena de exfuncionarios y empresarios, Bonadio también decidió anexar una serie de causas que ya existían y entendió que estaban vinculadas a los cuadernos. También abrió otras investigaciones que se instruyeron en su juzgado.

En total, Bonadio dictó seis procesamientos con prisiones preventivas para CFK en el caso de los cuadernos (el séptimo también lo firmó Bonadio por el Memorándum). La Cámara Federal solo ratificó tres: las anotaciones de Centeno, la cartelización de la obra pública y las coimas en el sistema ferroviario, porque en los otros revocó procesamientos sobre la exjefa de Estado. Sin embargo, tal como lo explicó Infobae en noviembre pasado, la Cámara Federal dictó la detención de la expresidenta por los cuadernos del remisero y supeditó las otras dos prisiones preventivas a esa primera orden, bajo la expresión “este a la prisión preventiva” ya dictada. Es decir, si cae la primera, cae el resto.

Esto fue lo que sucedió hoy. Casación decidió hacer cesar la prisión preventiva de Cristina Kirchner. El pedido había sido motorizado por el abogado Carlos Beraldi en noviembre pasado. En una audiencia pública, el defensor de la expresidenta sostuvo que no había ningún riesgo que justificara un pedido de detención y calificó esa orden de “antojadiza”, “disparatada” y “vergonzosa”. Pero además en aquel momento el letrado remarcó: “El 10 de diciembre la doctora de Kirchner va a asumir como vicepresidenta, circunstancia que indica que es inimaginable que se preste a maniobras de escapar o entorpecer. No lo hizo ni cuando era presidenta ni lo va a hacer ahora que será vicepresidenta, ni en el mientras tanto lo hará”.

Dejá tu comentario