Provinciales | Programa de Prevención Focalizada | La Pampa

Prevención focalizada en barrio El Molino: "Hay que seguir recalcando el tema de los cuidados permanentes"

Referentes barriales, de distintas instituciones sociales y centros de salud, realizaron por General Pico actividades relacionadas con la prevención de la enfermedad COVID-19. En barrio El Molino, la iniciativa comenzó poco después de las 14.30.

El gobernador Sergio Ziliotto comunicó el último 25 de junio que comenzaría en la provincia de La Pampa un programa de prevención focalizada: “Vamos a llegar a los barrios, tratando de ver posibles inconvenientes para mantener el aislamiento por falta de elementos o de información”, informó en su momento.

Esta noticia, cuando el distrito apenas contaba con siete casos, fue muy bien recibida a fin de evitar en contagios en los sectores donde la información y las medidas pueden escasear. Luego del puntapié inicial en Santa Rosa, la actividad comenzó a implementarse en otras ciudades para tener una estructura más abarcativa.

En la mañana de hoy, agentes de distintas áreas recorrieron el barrio Federal y también Carlos Berg, cumpliendo con lo anunciado por la autoridad máxima a nivel provincial. Poco después, a las 14, se empezaron a reunir en el centro de salud Mauricio Knobel, situado en calles 4 y 29 de barrio El Molino, en General Pico.

María Nieto, quien se desempeña como trabajadora social de este centro de salud como del Abudara explicó a diario La Reforma cómo se desarrollaron las recorridas: “Participamos los dos centros de salud de este sector de la ciudad, junto con las instituciones del barrio, como escuelas, comedores, Centros de Desarrollo Infantil, Olla Solidaria, entre otros”, indicó.

Aunque esta fue la primer salida, se espera que puedan tener otra más en los próximos días a fin de lograr una amplia cobertura de la zona: “Consensuamos entre todos los partícipes el tema de focalizar primero ciertos sectores del barrio primero y después a los comercios, como así también a los medios para difundir correctamente lo que son los hábitos y cuidados”, añadió.

Este jueves, fueron ocho personas las que, en pareja, repartieron folletos informativos, alcohol en gel y otros elementos preventivos a los vecinos. Se espera, desde la institución en cuestión que para la semana próxima sean más quienes se aboquen a las tareas, siempre teniendo en cuenta que cada uno cuenta con trabajo y deben consensuar horarios.

Consultada sobre la información que se les brindará a los ciudadanos, destacó: “Son ciertos puntos como el tapabocas, que debe cubrir nariz y barbilla también, que lo usen permanentemente. Recordarles que los encuentros familiares y de amigos no sean más de diez, que mantengan la distancia en espacios públicos y privado. También hablaremos de cuestiones de higiene, como el lavado de manos permanente o utilizar el alcohol, y si es en gel después de tres usos lavarse las manos. Recomendamos no tocarse el rostro y a la hora de toser, hacerlo bajo el pliego del codo”, enumeró.

Desinformación

El programa apunta, principalmente, a combatir una de las primeras fuentes de contagio que está ligada a la falta de información sobre el coronavirus y su expansión. Este medio inquirió sobre cómo lleva la población cercana al establecimiento esta situación: “Se observa un poco de desinformación pero también cierto relajamiento. Llegan muchos datos desde los medios de comunicación, las redes sociales y los centros sanitarios, donde siempre estamos promocionando esto de la protección con uno pero también con quien tenemos al lado. Hay que seguir recalcando el tema de los cuidados permanentemente”, dijo.

Los últimos casos en Santa Rosa y en General Pico pusieron en alerta a toda la comunidad, generando un clima de preocupación generalizada: “A veces el miedo y la desinformación hacen esto, como así también el tema de la estigmatización que puede ser cualquiera. Nosotros lo que decimos es que hay que resguardarse siempre y llamar ante cualquier consulta. Tenemos el 0800, los números del Knobel como del Abudara y los referentes de cada barrio que podemos consultar. Yo ante esto, siempre digo que hay que mantener la calma y la consulta, que es fundamental”, añadió.

Aceptación

Una de las mujeres que participó durante la recorrida vespertina, también lo hizo por la mañana en otros espacios de la ciudad. La aceptación fue positiva: “Fueron muy bien recibidos en los comercios. Les gustó que se acercaran para promocionar y también para que la gente vea qué tenemos que tener todos”, cerró.

Dejá tu comentario