Provinciales | planos | obras | General Pico

"Nos encontramos con casas enteras que no tienen plano"

El Director de Obras Particulares, Javier Careggio, se refirió al "boom" de la construcción: "queremos saber dónde estamos parados en materia de urbanización."

Desde la Municipalidad de General Pico están “empapelando” la ciudad con notificaciones a vecinos que han hechos nuevas obras en sus viviendas, como ampliaciones, construcción de nuevas habitaciones, instalación de una pileta de natación y no las han declarado a través de la presentación de los planos correspondientes.

Esto no sólo ha ocurrido durante la pandemia, viene de antes o de siempre, pero en estos meses, la gente invirtió lo que pudo en ladrillos para su casa, mejoramiento del hábitat donde pasa mucho más tiempo del día, que en épocas anteriores.

De este “boom” de la construcción hemos escrito en líneas generales en ediciones pasadas, pero en este caso entrevistamos al Director de Obras Particulares de la Municipalidad local, Javier Careggio, para conocer la lectura o la visión que tienen desde ese área comunal sobre el tema construcción privada en General Pico.

“De acuerdo a lo que tenemos registrado, estamos viendo que la presentación de planos se ha incrementado muchísimo, a partir del mes de junio hasta ahora. Si lo comparamos con el año pasado, estamos por encima de las presentaciones que hubo en el 2019”, confirmó el funcionario municipal.

“También es cierto que el 50% de los planos que se presentan corresponden a obras clandestinas. Defino así a aquellas presentaciones de planos luego de que la obra ya fue hecha. De ahí que estamos alentando a que esto se revierta: que la gente presente los planos adecuados a las normativas vigentes que marca el código de edificación, que evitará todo tipo de problemas que sabemos que tienen otras ciudades. Si los respetamos vamos a tener un crecimiento urbanístico mucho más ordenado”, remarcó Careggio.

“Todos tenemos que tener en claro que uno no puede hacer lo que quiere en el lugar donde construye, si no lo que está permitido que a su vez es algo que fue consensuado oportunamente”, acotó.

Sobre lo que corresponde declarar ante el Municipio, “todo lo que es superficie habitable, ya sea cubierta o descubierta, como es el caso de las piletas de natación”, puntualizó. “Por ejemplo, una parrilla no es necesario que se declare, pero si esta está dentro de una galería que tampoco fue declarada, se está en infracción. Y se debe declarar –insistió- porque son obras que levantan el valor de la propiedad. Porque cuando un le hace una valuación de su casa, esta cambia de acuerdo a los metros cuadrados construidos. Y no hacerlo no sólo te puede significar una sanción municipal sino un impedimento a la hora de hacer alguna transacción con esa vivienda”.

Notificaciones, multas, moratorias

Careggio insistió con la convocatoria a los vecinos que van a construir o a los que lo han hecho sin autorización, que regularicen todo. “Nosotros estamos enviando notas a vecinos que sabemos, por fotos satelitales o alguna otra forma, que han construido sin hacer los planos previos, sin siquiera consultar a un matriculado. No para cobrar multas, sino para saber dónde estamos parados en materia de urbanización y planificar de acuerdo a ello”, aclaró.

“Porque nos estamos encontrando con situaciones increíbles: desde gente que instala una pileta de natación y no la declara, pero también nos encontramos con casas enteras que no tienen planos”, exclamó.

Careggio insistió en que “esto se tome como una comunicación municipal que aliente a los vecinos a llegarse a nuestras oficinas, ahí van a tener un cuerpo de profesionales para asesorarlo y después cada uno buscará su profesional particular para coleccionar los planos y hacer las presentaciones que corresponda”.

Llevándolo a los números, al dinero que significa hacer una cosa por derecha y otra por izquierda y recibir sanciones, Careggio reconoció que todo tiene un costo, “que va en relación al costo que tiene la construcción. Pero siempre será peor si no se dan los pasos correspondientes”. Siendo más específico Javier indicó que “el valor de la multa está relacionada por metro cuadrado y destino. Pero la relación entre hacer las cosas bien y hacerlas mal es de 1 a 6,50 aproximadamente. Pagan seis veces más que si hacen los pasos como corresponde”.

El director de Obras Particulares, aclaró que “la pandemia y la fase actual de General Pico no impide que estos trámites ingresen y se aprueben. Por ahora tenemos alternativas para seguir funcionando, no al 100%, pero se siguen corrigiendo documentaciones para no retrasar nada”.

En cuanto a plazos de pago y bonificaciones, comentó que “se lanzó desde el Municipio un plan que contempla un 25% de descuento por pago contado, que incluye los derechos de construcción. También están los planes de pagos para aquellos vecinos que quieren normalizar todo y no cuentan con todo lo que hay que pagar. Todo se contempla”, insistió.

Sobre casos puntuales de infracciones, como construir en lugares donde directamente no podían construir, Javier advirtió que “entre las herramientas que contamos es la de la demolición. Pero habrá que ver cada caso y actuar en consecuencia”.

Dejá tu comentario