DEPORTE | Golf | Estados Unidos

Dos promesas de nuestro golf se van a Estados Unidos

En algo más de un mes, Isidoro Castaño y Genaro Knaus, dos promesas de nuestro golf se van a Estados Unidos.

En algo más de un mes, Isidoro Castaño y Genaro Knaus estarán participando de un campus en Orlando (Estados Unidos), en lo que será un salto de calidad definitivo para estas dos promesas que tiene el Trisquella Golf Club de nuestra ciudad.

Isidoro tiene 15 años, Genaro 18 y en todo este tiempo han ido creciendo, no sólo en edad, sino en su capacidad golfística. Es sabido de los logros de Isidoro, el que fue convocado para formar parte de selecciones juveniles nacionales, y ambos ya son referentes de la actividad en el ámbito pampeano.

La invitación que le llegó de esta academia estadounidense, va a ser aprovechada por ambos, que durante un mes estarán conviviendo en ese lugar junto a otros jóvenes de nuestro país y de diferentes lugares del mundo con una actividad intensa que comprende entrenamientos y competencia.

Este campus es considerado de primer nivel mundial, se encuentra en la provincia de La Florida y por él han pasado muchos jugadores que hoy son profesionales del golf mundial. Se trata de un gran esfuerzo familiar que han decidido asumir, ya que todo esto tiene un costo, pero es la gran apuesta que hacen tanto Castaño como Knaus para acunar su gran sueño que es jugar profesionalmente a este deporte.

image.png
En algo más de un mes, Isidoro Castaño y Genaro Knaus, dos promesas de nuestro golf se van a Estados Unidos.

En algo más de un mes, Isidoro Castaño y Genaro Knaus, dos promesas de nuestro golf se van a Estados Unidos.

La rutina diaria será muy exigente ya que se extenderá de 8 a 16 horas, donde las jóvenes promesas se someterán a trabajos físico, técnicos y también disputarán torneos, dentre de un aprendizaje integral.

Además, se trata de una experiencia de vida para ambos, ya que la concentración en ese campamento comprende que vivan solos, responsables de la casa que se les asigna y que compartirán Isidoro y Genaro.

Estos campamentos sin seguidos muy de cerca por reclutadores de universidades, como se suele hacer en otros deportes de mucha popularidad en Estados Unidos, caso básquetbol. Por lo tanto, la puerta que se abre para estos dos golfistas piquenses es muy grande y ojalá la puedan aprovechar.

Dejá tu comentario