Provinciales | Smart City Expo World Congress

Gobernantes argentinos interesados en las tecnologías para "ciudades inteligentes"

Una delegación de funcionarios, profesionales y técnicos argentinos entre ellos el empresario pampeano, ingeniero Marcelo De Ambrosio- participó recientemente de la exposición internacional Smart Cities Barcelona 2019.

El encuentro fue una notable vidriera hacia el mundo de los sorprendentes avances producidos en materia de aplicaciones tecnológicas a nivel comunitario, en la vertiente denominada “Internet de las cosas”.

En la mañana de hoy De Ambrosio resumió en una entrevista con La Reforma algunas de las líneas fundamentales de la denominada “cuarta revolución industrial”, que implica una nueva perspectiva de la política a nivel global y una reconfiguración profunda del mercado laboral en la totalidad de los rubros conocidos hasta el momento, más la creación de ocupaciones inéditas.

En la comitiva argentina estaban presentes el gobernador de la provincia de Corrientes, el jefe de Tecnología del gobierno de Misiones, intendentes del conurbano bonaerense, funcionarios santafesinos y de otras provincias, interesados en explorar las posibilidades de aplicación de la nueva ola de desarrollos y aplicaciones, concebidos como redes de redes para la gestión comunitaria de servicios.

“Ciudades inclusivas y compartidas, transformación digital, medio ambiente urbano, nuevos conceptos en materia de movilidad, gobierno y finanzas fueron los ejes centrales de la muestra internacional realizada en Barcelona”, explicó De Ambrosio.

“Hay pocas ciudades en el mundo que ya han empezado a implementarlas, pero esto viene muy rápido. Hay tres líneas de acción para llegar a una ciudad inteligente, una es a través de la información que dan las cámaras, que, por ejemplo, indican si el parking está ocupado o no, si los autos están bien estacionados, registran los números de patentes, entre otras cosas.

Por otra parte está el sistema de sensores; por ejemplo los recipientes de basura tienen sensores que se comunican con una antena, también se colocan plaquetas en el piso que se usan para estacionamiento y desde allí se avisa si el lugar está libre; hay sensores de humedad, de luces. Para eso se necesita una antena central y un dispositivo que índice la disponibilidad o no ciertos usos y servicios”, resumió el empresario piquense.

“Este último sistema tiene muchas más posibilidades de llegar rápido a las ciudades. Por ejemplo, en Pico existe una antena para eso, que podría prestar esos servicios. ARSAT instaló antenas como esa en cinco lugares en La Pampa, que creo es, quizá con Neuquén, la provincia con más antenas de ese tipo”, añadió De Ambrosio.

La tercera línea de trabajo conducente al objetivo de las ciudades inteligentes, destacó, “es la de la movilidad autónoma, esto es, entre otras cosas, los autos eléctricos, su autonomía, las bicicletas eléctricas y los monopatines. Son recursos que permiten que la gente no use tanto los autos, se cuide el tema de la polución.

“La tecnología ya está. Y en la Argentina hay una empresa que ya está haciendo desarrollos para quince países”, destacó De Ambrosio. “Desde las luminarias de una ciudad hasta la utilización de los denominado botones antipánico, pasando por el seguimiento de bicicletas, la medición inteligente de parámetros climáticos y los volúmenes de tráfico, hay cientos de cosas que son integrables”, afirmó De Ambrosio

Dejá tu comentario