Provinciales | fútbol 5 | canchas | restricciones

Cachas de fútbol 5: "Necesitamos que nos dejen trabajar"

Raúl Scalzotto, propietario de complejos de fútbol 5, se refirió al duro momento que atraviesa junto a colegas que han visto detenidas sus actividades.

Raúl Scalzotto, propietario de varios complejos y canchas de fútbol 5 en la ciudad, se refirió al duro momento que atraviesa junto a varios colegas que han visto detenidas sus actividades económicas en el rubro, debido a las últimas restricciones establecidas por el Gobierno.

Hay muchas personas cuyo ingreso económico depende exclusivamente de la actividad física, como gimnasios y academias de baile; como así también quienes poseen complejos con canchas de fútbol 5 que no han podido volver a retomar la actividad y se encuentran atravesando momentos muy complicados, al punto de que hay algunos complejos que han cerrado definitivamente y venden sus canchas, reflectores, redes, tejidos, caños y pelotas a través de las redes sociales, con tristes publicaciones comentando la situación que les toca atravesar.

En una charla mantenida con Raúl Scalzotto, propietario de las canchas que se encuentran en calle 10 y 21 de esta ciudad, hizo referencia a la enorme preocupación y el agotamiento que atraviesa el sector debido a la imposibilidad de poder trabajar.

“El año pasado estuvimos siete meses sin poder abrir, fueron meses trágicos, generando deudas con la cooperativa de luz y con los empleados, la pasamos muy mal” y continuó “este año cuando intentábamos acomodarnos un poco, otra vez nos pasa lo mismo, ya llevamos más de un mes cerrado”.

Además de las cuatro canchas que concesiona al club Costa Brava en calle 10 y 21, lo mismo hace con otras tres en el Club Argentino de calles 32 y 15. “En estos momentos, las inferiores de los clubes están entrenando, cosa que me parece muy bien ya que es necesario el deporte para los más pequeños y los adolescentes, de la misma manera podríamos tener abierto nuestros emprendimientos comerciales utilizando los mismos protocolos” y agregó “de hecho en el predio de Costa van a entrenar los más chicos, entonces vos te ponés a pensar que tranquilamente podrías hacer un fútbol de cinco contra cinco, con todos los cuidados, y no fundirnos económicamente como en este momento”.

Cabe señalar que los protocolos establecidos para este tipo de prácticas consistían en la utilización del barbijo hasta el momento del partido, la colocación de alcohol en gel, la trazabilidad, la desinfección de arcos y pelotas entre turno y turno y la prohibición de permanecer en el lugar luego de finalizado el encuentro, en el típico post partido donde se compartían bebidas o comidas si los espacios poseían algún tipo de bar o buffet para tal fin. Tampoco estaba permitido utilizar los vestuarios, por lo que las personas debían llegar vestidas con la ropa deportiva que utilizarían para la realización del encuentro.

“La gente necesita de estas actividades y siempre nos acompañó, los protocolos funcionaron muy bien, necesitamos que nos dejen trabajar, que se pongan en el lugar de los emprendedores que generamos también trabajo, hay muchas familias que dependen de esto” y lamentó “no solo no nos hemos podido recuperar de las pérdidas que hemos tenido, sino que mientras no podes trabajar, se te mete gente igual en las canchas, te rompen las redes o los tejidos y hay que arreglarlos aunque no puedas explotar el lugar, seguís gastando lo que no tenes”

También indicó que “el año pasado nos pasó lo mismo, la última actividad en habilitarse fue la nuestra, ya volvieron los comercios y los gastronómicos, y las actividades físicas o recreativas que brindan salud, siguen esperando” y relató “hay gente que es emprendedora, que se gastó todo en la inversión de un complejo, la inversión de su vida, y de golpe te cierran y no podes hacer nada; yo por suerte tengo otro emprendimiento del que puedo vivir porque si fuera por esto, ya no tendría con que subsistir”.

Dejá tu comentario