POLICIALES | estafas telefónicas | Córdoba | penitenciarios

La Justicia pampeana investiga a efectivos cordobeses por las estafas telefónicas

El Fiscal General de la Segunda Circunscripción Judicial de La Pampa, Armando Agüero, estimó que mediante ese ardid, los delincuentes se llevaron, durante el año pasado, alrededor de 20 millones de pesos de la Provincia.

El Fiscal General de la Segunda Circunscripción Judicial de La Pampa, Armando Agüero, estimó que efectivos penitenciarios de la provincia de Córdoba “no pueden ser ajenos” a las estafas telefónicas y reveló que mediante ese ardid, los delincuentes se llevaron, durante el año pasado, alrededor de 20 millones de pesos de la Provincia.

En el marco de una charla donde abordó distintos temas, el funcionario judicial señaló que “hay tres cuestiones que son alarmantes; por un lado, la cantidad y el nivel de los hechos de violencia de género y delitos sexuales contra mujeres y niños o niñas, y lo otro es la alta cantidad de homicidios culposos en siniestros viales, por eso en su momento e hizo una fiscalía de delitos culposos. Muchos ésto no lo tienen en cuenta porque se piensa que son accidentes, pero claramente me preocupa la cantidad de personas que mueren por año en éstas circunstancias”.

Destacó que “también es alarmante lo que tiene que ver con los delitos de estafa, en un día, tuvimos tres damnificados a los que le habían sacado 120 mil pesos a través de un crédito que otorgan los bancos, más lo que tenían depositados en sus cuentas. Después, tenemos tenemos no menos de una por día, lo que supone que durante todos el año pasado se llevaron alrededor de 20 millones de pesos”.

“Si éstas estafas, en vez de ser telefónicas fueran robos, la sociedad estaría en las calles pidiendo por más seguridad, pero acá las medidas de seguridad deben ser diferentes, no se soluciona con mayor presencia policial en las calles o más vigilancia, no pasa por allí, la forma de prevenir ésto es de manera personal. La gente tienen que saber que nos están sacando una cantidad muy grande de plata todos los días, y es dinero que muy difícilmente se pueda recuperar, y la van a tener que pagar porque el banco les va a decir que uno es responsable si pasa las claves y los datos a desconocidos”, remarcó.

Subrayó que “todos los días veo que hay gente que viene llorando y te cuentan que por querer vender una heladera por las redes sociales, terminaron con una deuda de 120 mil pesos (monto que algunos bancos entregan a modo de crédito “online”) y que van a tener que pagar en 24 cuotas”.

Contó que “el año 2019 lo cerré en la fiscalía con alrededor 20 estafas y hoy sobre mi escritorio hay 120, y cuando saco una, entran dos o tres. Acá se investiga, en otros lados eso no ocurre, porque entendemos que si bien quien comete la estafa generalmente está fuera de la provincia, le tenemos que dar respuesta a nuestros vecinos. En toda La Pampa, las fiscalías hemos asumido ese compromiso”.

Remarcó que “en su gran mayoría, nosotros víctimas de los “call centers” de delincuentes que funcionan en comisarías, a mi criterio, con absoluto conocimiento de las autoridades de esas dependencias, ya que no puede haber semejante magnitud de hechos que se generen en el mismo establecimiento carcelario de córdoba, y ellos no sepan nada, sobre todo, teniendo en cuenta que les metemos allanamientos muy seguido. De las intervenciones telefónicas que hemos pedido surge que hay conocimiento de parte del personal policial de esa provincias”.

“Hay cosas que son evidentes, hace poco trajimos a una persona detenida por estafas, que estaba alojado en una celda de máxima seguridad en Córdoba, pero tenía 15 celulares y 40 chips... ¿cómo puedo pensar yo que el personal no lo sabía? Hemos escuchado conversaciones entre delincuentes que hacen referencia a las exigencias del personal policial para poder seguir “trabajando” con ésta metodología, con lo cual hay evidencia que existe conocimiento y que si la Policía interviniera como debiera, esos episodios no ocurrían o serían muchos menos. En esto, me saco el sombrero por la honestidad de la Policía de La Pampa, porque no hemos tenido ni un solo caso así”, concluyó.

Dejá tu comentario