Provinciales | Quemú-Quemú | INPRES | Sismo

En el INPES tienen registrados unos treinta sismos en suelo pampeano 

En un contacto telefónico mantenido con Gerardo Sánchez, referente del Instituto Nacional de Prevención Sísmica (INPRES), ubicado en la ciudad de San Juan, confirmó que el fenómeno que se sintió el pasado viernes en varias localidades del noreste pampeano tuvo su epicentro en la zona rural de Quemú Quemú, a unos 5 kilómetros entre esa población y Miguel Cané.

"No se trató de ninguna réplica de un sismo mayor que haya ocurrido en otro lugar del país o en Chile, como llegó a decirse. Fue un movimiento que tuvo su epicentro en suelo pampeano", remarcó el titular del instituto antes mencionado.

En los datos oficiales que se manejan en la sede del INPRES, este sismo se generó a las 6,4 de la mañana del viernes 17, a 28 kilómetros de profundidad y fue de una magnitud de 4,1°.

Al buscar explicaciones de lo sucedido, Sánchez explicó a La Reforma que "es un movimiento sísmico que no se da frecuentemente, pero no es algo inédito".

"Se trata de fallas geológicas a mucha profundidad donde se libera energía y en algunos casos se llega a sentir en superficie", comentó.

Al preguntarle sobre la sensación de vecinos de Quemú o Cané que sintieron como una explosión e inmediatamente la vibración, el titular del instituto con sede en San Juan, respondió, "que es real lo que sintieron, porque ahí fue el epicentro, como en otros lugares sólo se pudo haber percibido vibraciones solamente".

En las explicaciones dadas, Sánchez tenía presente que algo similar se había dado un año atrás, pero con epicentro en Santa Rosa. Al respecto insistió que "no es inédito lo que pasó el viernes, nosotros hemos repasado archivos de sismos a 100 kilómetros a la redonda, respecto al ocurrido en Quemú y, desde 1960 hasta ahora no hay menos de treinta sismos registrados en esa zona".

"Todos de magnitudes parecidas, 4,1 a 4,5°, pero se han dado. Ocurre que las paredes rocosas que hay desde esa profundidad a la superficie llevan a que se debilite el efecto nocivo que puedan generar", apuntó.

Sánchez recordó que un movimiento sísmico con capacidad de hacer daños en superficie, son los que tienen registros superiores a los 6 grados de magnitud.

Dejá tu comentario