POLICIALES | robo | Santa Rosa

Dos años y medio de prisión efectiva por agredir con un cuchillo a un despensero

El delincuente agredió con un cuchillo al despensero, provocándole una herida en la mano izquierda. El sujeto reconoció su responsabilidad.

El juez de Control santarroseño, Carlos Matías Chapalcaz, en el marco de un juicio abreviado, condenó ayer a Carlos Emanuel Brilz, de 31 años, a la pena de dos años y seis meses de prisión de efectivo cumplimiento, manteniendo la condición de reincidente, por el delito de robo agravado por el uso de arma -cuchillo- en grado de tentativa.

En el legajo se probó que hace poco más de un mes, el 5 de agosto a la noche, Brilz, junto a otra persona, ingresó a una despensa de la calle Víctor Lordi, en Santa Rosa, y tras un forcejeo con el propietario, lo agredió con un cuchillo, provocándole una herida en la mano izquierda. Su acompañante intentó sustraer una botella de cerveza, pero se le cayó al suelo y se reventó. Luego ambos se escaparon, sin haberse llevado nada, por Lordi endirección a México y avenida Circunvalación.

“Ahora bien, no solo se contó con el reconocimiento y la aceptación de responsabilidad realizada por el imputado, al suscribir el acuerdo de juicio abreviado y posteriormente en la audiencia de visu, sino que también la restante prueba me permite afirmar que el hecho fue debidamente probado”, indicó Chapalcaz

“En efecto, se cuenta con el acta de procedimiento, los partes de novedades de la policía,el croquis del lugar y la foto satelital y el informe del Centro de Control, Operación y Monitoreo (Cecom), que no solamente ubicó el lugar del hecho, sino que además demostró la actividad desarrollada por el personal policial una vez anoticiado del ilícito, a los fines de proceder a la detención de los sospechosos”, añadió.

A ello se sumó la declaración de la víctima y de dos testigos presenciales, que ratificaron los dichos de aquella. “Estos tres testigos reconocieron a Brilz, en la rueda de reconocimiento, como quien era el que portara el cuchillo –secuestrado en el lugar del hecho– y agrediera al comerciante”. Incluso el juez indicó, en el fallo, que cuando fue aprehendido, el acusado tenía “manchas rojizas” en sus ropa y en su calzado.

FUENTE: Corresponsalía Santa Rosa

Dejá tu comentario