Provinciales | denuncia | Rojas | Violencia

Parada avisa que "no voy a levantar la denuncia" contra Rojas

Dora Parada, ratificó ayer la denuncia contra el secretario general del gremio, Omar Rojas, por violencia de género y tildó como "desopilantes" las explicaciones que brindó éste último en conferencia de prensa.

La exsecretaria de Actas del Sindicato de Empleados y Obreros Municipales (SOEM), Dora Parada, ratificó ayer la denuncia contra el secretario general del gremio, Omar Rojas, por violencia de género y tildó como “desopilantes” las explicaciones que brindó éste último en conferencia de prensa.

“Las adhesiones que recibí me sorprendieron pero fortalecen las decisiones que tomé de renunciar y denunciar, que no fueron fáciles”, indicó Parada, que entendió dicho apoyo como una demostración de que “hay un camino iniciado y que se está consolidado respecto a no seguir permitiendo las situaciones de violencia sobre todo en el ámbito sindical, que atrasan años y afectan a la vida de las personas”.

Esto porque “lo que pasó eclosionó el lunes, pero eran formas de trato habituales no solo conmigo sino con otros compañeros hombres. Hay que exponer a estas personas que siguen haciendo de la violencia una conducta de vida e institucional”.

Reafirmó que el intento de agresión física –luego de un amedrentamiento verbal y también físico protagonizado por Rojas y otros cinco hombres- obedeció a su renuncia “por diferencias irreconciliables, de las cuales la más importante es que que se negaban a pedirle la renuncia al Secretario Adjunto (Osmar González) que tiene una condena por abuso de menores desde hace tres meses”.

Leer más: Denuncian al secretario del SOEM por "violencia de género"

Tal postura, acusó, “me hace pensar que el resto de la conducción piensa igual que él y no lo consideran un delito. En la reunión (para presentar la dimisión) me encontré con una emboscada y si se detuvo (Rojas) fue porque vio que estaba el abogado del sindicato, sino me hubiese agredido físicamente”.

Consideró que los dichos del acusado –habló de “falsa denuncia” y deslizó intereses partidarios detrás- fueron “lo esperado. Es un gran negador, por lo tanto no me extraña. Me pareció terrible que se intente desacreditarme desde cualquier punto de vista para sacar el tema de la denuncia sobre violencia con frases desopilantes, como que era por un cargador de un teléfono”.

En este punto confirmó que espera la convocatoria de la Fiscalía –presentó la denuncia en la Unidad Funcional de Género- “porque la denuncia no la voy a levantar bajo ningún punto de vista, ni siquiera por las presiones que intenta hacer, porque quiso comunicarse con el Ejecutivo Municipal para desacreditarme… Es de manual lo que está haciendo”.

“Estoy conversando con los abogados para ver cómo vamos a seguir y cómo me preservo desde lo físico, porque estas personas se manejan de esta manera, en forma patotera. No es casual que Rojas tenga judicializados dos situaciones de violencia física en el sindicato”, resaltó.

Y prometió: “Voy a seguir visibilizando lo que pasó porque desde la denuncia empezaron a animarse otras compañeras que habían sido víctimas de maltratos e intimidaciones. Es un camino difícil porque el acento se pone sobre quien hace la denuncia –y eso dice mucho también- pero si no avanzamos…”.

Agencia Santa Rosa

Dejá tu comentario