POLICIALES | Armando Agüero | Policía Federal

Demoraron a un hombre por intentar vender un celular haciéndose pasar por policía federal

El hombre, de unos 60 años, fue demorado en la tarde del lunes por intentar hacerse pasar por un integrante de la fuerza pública. Además, tenía en su poder una gran cantidad de tarjetas de crédito de terceros.

Una persona oriunda de Merlo, provincia de Buenos Aires, arribó a la ciudad de General Pico en las últimas jornadas persiguiendo fines poco claros, según lo informado por el fiscal General de la Segunda Circunscripción, Armando Agüero. El hombre, de aproximadamente 60 años, fue demorado en la tarde del lunes luego de la denuncia de un comerciante.

La Justicia logró dar con este sospechoso luego de la advertencia realizada por el propietario de un comercio de telefonía. “Va un señor y se presenta afirmando que es de la Policía Federal, mostrando una placa de la fuerza. Argumenta que le robaron, que visitó la sede de la fuerza en la ciudad, pero que no logró una respuesta”, comenzó explicando el funcionario judicial.

Según lo relatado por Agüero, el implicado en este hecho de ‘usurpación de documento e intento de estafa’, le aseguró al comerciante que necesitaba vender su teléfono celular a fin de lograr un dinero que le permita retornar a su ciudad. “Al propietario del local le llamó la atención que fuera con este planteamiento, por lo que se negó a comprar el aparato”, aseguró el fiscal.

La cerrada respuesta del dueño del negocio hizo que la persona continúe recorriendo la ciudad en busca de otro lugar donde poder concretar la transacción deseada. Ello logró llevarse adelante en otro negocio, haciéndose con efectivo que no significó una alta suma.

“Cuando pasa esto, el primer comerciante se comunica conmigo, por lo que procedí a darle aviso a la Brigada de Investigaciones. El personal en cuestión se apersonó allí, tomó fotografías y observó las imágenes que habían sido captadas por las cámaras de seguridad”, indicó.

A raíz de ello, se logró dar con el hombre, quien estaba en la Terminal de Ómnibus a punto de marcharse a la ciudad de Santa Rosa, donde anteriormente se había hospedado en un hotel. Así es que fue llevado detenido al Palacio de Tribunales en el día de ayer donde dio explicaciones de lo sucedido.

“Resultó ser que no era Policía de la Federal. Cuando le tomamos declaración para ver qué hacía acá dijo que había venido a vender el celular y a conocer la plaza porque era cantante, para ver si podía venir a presentarse en la ciudad”, explicó sobre la confusa llegada del oriundo de Merlo.

Posteriormente, se le realizó el secuestro de las tarjetas de crédito, propiedad de terceros, imponiéndose la obligación de comparecer ante la Justicia. Agüero indicó que, en principio, el sujeto no cometió delito alguno, sino que realizó la venta de un aparato legítimo.

“La usurpación es un delito menor, por lo que no es imperioso que esté preso. Si bien tiene una causa por estafa, no tiene antecedentes penales y deberá fijar domicilio en su lugar de origen”, cerró el fiscal General.

Dejá tu comentario