Nacionales | Cristina Fernández de Kirchner | Cuadernos de Centeno

Cristina Kirchner solicitó que revoquen su pedido de prisión preventiva antes del 10 de diciembre

La defensa de la vicepresidenta electa, Cristina Kirchner, pidió hoy a la Cámara Federal de Casación Penal que se le revoque antes del 10 de diciembre el pedido de prisión preventiva en la llamada 'causa de los cuadernos'.

La presentación fue hecha por el abogado Carlos Beraldi, quien sostuvo que no hay ningún riesgo que justifique la prisión preventiva, medida a la que calificó como ‘arbitraria‘, ‘vergonzosa‘ y ‘grotesca‘.

‘Esta prisión preventiva no tiene ningún fundamento. El 10 de diciembre la doctora de Kirchner va a asumir como vicepresidenta, circunstancia que indica que es inimaginable que se preste a maniobras de escapar o entorpecer‘, explicó Beraldi y agregó: ‘No lo hizo ni cuando era presidenta ni lo va a hacer ahora‘.

Por esa razón, el letrado solicitó a la Sala 1 de la Cámara de Casación que resuelvan el pedido dentro del plazo de cinco días que fija el Código Procesal y añadió: ‘No estoy pidiendo ningún tipo de privilegio. Sino que se cumplan con los plazos procesales‘.

‘Decir que un vicepresidente va a asumir con una prisión preventiva fundada de una manera grotesca como esta realmente es algo que no se comparece con los principios del Estado de derecho que todos decimos defender‘, sostuvo el abogado ante los jueces Daniel Petrone, Ana María Figueroa y Diego Barroetaveña.

En este sentido, Beraldi subrayó que ‘no‘ hay ‘ningún fundamento para dictar una preventiva‘ y, tras hacer un repaso por otras causas judiciales que involucran a la vicepresidenta electa, vinculó la orden de detención con la coyuntura política, al indicar que esa medida se tomó cuando Cristina Kirchner fue elegida senadora nacional en 2017.

Cristina Kirchner está procesada con prisión preventiva en la llamada ‘causa de los cuadernos‘ que está a cargo del juez federal Claudio Bonadio y que investiga el presunto pago de coimas por parte de empresarios para acceder a contratos de obra pública.

Previamente, Bonadio había emitido otra orden de detención, con pedido de desafuero incluido, se dictó diciembre de 2017 por la causa que investiga la firma del Memorándum con Irán.

Beraldi subrayó que, con anterioridad, nunca se había considerado que existieran riesgos de fuga o entorpecimiento del proceso judicial para justificar un pedido de prisión preventiva.

‘La única circunstancia objetiva que se modificó ingresa dentro del terreno del escenario político argentino, no jurídico. A partir del momento en que fue electa senadora y pasó a gozar de los fueros, pareciera ser que esto detonó que ahora existieran riesgos antes descartados‘, indicó.

El abogado agregó: ‘El hecho de que alguien pase a tener un fuero no puede ser considerado riesgo procesal. Pensar que cuando el pueblo elige a alguien éste sea más proclive a incumplir, es una circunstancia disparatada‘.

FUENTE: NA

Dejá tu comentario