Provinciales | coronavirus | General Pico | Jessica Pintos

Coronavirus en General Pico: "Fue muy duro lo que se dijo, pero mi corazón los va a amar, los va a abrazar"

La Reforma accedió al relato exclusivo de la joven que padeció el coronavirus en General Pico. Durante la entrevista, Jessica Pintos habló sobre los rumores que se generaron en la ciudad y cómo afectaron a su familia.

A un mes de haber sido diagnosticada con el virus, Jessica Pintos habló en exclusiva con LA REFORMA y contó cómo vivió, junto a su familia, los rumores que circularon en la ciudad. Ese mal, casi tan grave como el coronavirus, se instaló en las redes sociales de una manera atroz.

"Quizás fue duro todo lo que se dijo. Quizás no vieron el esfuerzo de uno. Uno sufrió y le dolió cumplir todo a raja tabla y que digan todo lo contrario, desde la vereda del frente", comentó la joven al respecto.

“Los primeros días cuando empezó a surgir esto de los rumores, me acuerdo que fue muy loco. Recuerdo que me había metido en la ducha a hacerme vapor. Cuando estaba ahí por terminar de bañarme, de repente siento un cansancio tremendo, no podía mantenerme en pie. Como que me iba a desvanecer y el corazón me empezó a latir y me empecé a quedar sin aire. Fue horrible. Sentía que me moría. Salí para vestirme y fue tanta la desesperación.

Hubo días en los que literalmente sentí que me iba a morir. Ese instante que sentís que es tu último respiro. Cuando estaba ahí de repente entro a Instagram y veo un mensaje que me llega: ‘espero que te pudras en un hospital, hija de no sé qué, que viniste a traernos la muerte’”. En ese instante, Jessica rompió en llanto.

“Me di cuenta que por momentos yo quise sentir bronca por esta gente, porque esos fueron los primeros mensajes que me llegaron. Cuando comencé este proceso yo dije, quiero ser verdaderamente como Jesús. Nosotros los creyentes decimos que lo imitamos y lo seguimos a él y no es algo superficial. No es que nosotros nos esforzamos por tener buenas obras sino que creemos que verdaderamente el Espíritu Santo nos transforma, nos hace nacer a una nueva vida y nos hace por naturaleza, caminar como él. Yo dije, la pucha, el tener bronca contra ellos no es Jesús. Entonces dije no. Pero somos humanos también, nos podemos enojar y tener muchas reacciones. Entonces fue el momento en que dije: esto no va a hacer raíz en mi corazón. Dije, mi corazón los va a amar, mi corazón los va a abrazar. Entendí que la gente se enojó tanto conmigo porque le tiene miedo a la muerte, porque la gente no se quiere morir. La gente le tiene terror a ese momento en que pase de esta vida a la otra”, agregó.

En un momento me puse a pensar. Imaginate que sea una piba que esté ahí encerrada, que tenga problemas de depresión, esté sola, no tenga quizás esa seguridad o esa paz en su corazón. Imaginate que yo hubiese optado por quitarme la vida. Podrían haber detonado una bomba. Quizás no pensaron en las consecuencias. Pensemos en eso

Mirá la entrevista completa, haciendo click acá.
El testimonio de Jessica, la joven que se recuperó del coronavirus en General Pico

Dejá tu comentario