Agropecuarias | Senasa | Brucelosis

Capacitaron sobre brucelosis en el Laboratorio Oficial de General Pico

Con el objetivo de brindar herramientas técnicas que contribuyan al sostenimiento de la salud pública en La Pampa, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) brindó una capacitación en el Laboratorio Oficial de la ciudad de General Pico.

En la ocasión, Sebastián Elena, jefe de Brucelosis de la Dirección General de Laboratorios (DILAB) del Senasa, brindó una capacitación destinada a profesionales que integran la Red Nacional de Laboratorios del Organismo en las provincias de La Pampa y San Luis, sobre las técnicas adecuadas para llevar a cabo el diagnóstico de Brucella ovis por inmunodifusión y el diagnóstico de brucelosis por FPA (ensayo de polarización fluorescente).

Por otra parte, Mónica Vanderhoeven, referente local del Centro Regional Pampeano, realiza habitualmente capacitaciones destinadas a profesionales que la requieren para ingresar a los laboratorios de la Red o para aquellos que desean abrir un laboratorio e incorporarlo al sistema de referencia del Senasa.

Estas capacitaciones sobre las técnicas de diagnóstico de brucelosis bovina y de anemia infecciosa equina no solo están orientadas a profesionales de La Pampa, sino para quien lo solicite dado que también se han acercado de otras provincias como San Luis, Córdoba, Mendoza y Buenos Aires.

Estos contenidos permiten dar cumplimiento al nuevo Plan Nacional de Control y Erradicación de Brucelosis Bovina a través de la Resolución Nº 67/2019. La nueva estrategia requiere que los propietarios de los rodeos donde se realicen actividades de reproducción en bovinos efectúen una Determinación Obligatoria de Estatus Sanitario a Brucelosis (DOES) con su veterinario acreditado al Programa.

DOES consiste en un diagnóstico serológico a la totalidad de los animales susceptibles del establecimiento. Si la totalidad de las muestras resultan negativas, el establecimiento solo con un diagnóstico obtendrá el estatus de establecimiento libre de brucelosis bovina, el cual deberá ser mantenido anualmente por un muestreo parcial de los animales. Esto facilita alcanzar y mantener el estatus de libre de los establecimientos, que además podrán movilizar animales sin necesidad de diagnósticos previos.

Dejá tu comentario